Esfuerzo sin esfuerzo

Una de las paradojas mas extrañas que conozco es la del esfuerzo. A todos se nos enseña, aun no sé si es cierto, que el esfuerzo lleva a recompensas. Sabemos que si añadimos esfuerzo a nuestras labores, seremos recompensados. Incluso se nos vende un poco a idea de que con esfuerzo podremos llegar a ser felices.

Entonces, sí sabemos que el esfuerzo conlleva recompensas, ¿por qué cuesta tanto? A mí me cuesta enfocarme en las cosas que hago, me cuesta enfocarme en lo que quiero. Lo confieso. Hay días que no requiero “esfuerzo” para lograr esos enfoques, pero son los menos. ¿Qué debo hacer, para lograr ese enfoque sin “esfuerzo”?Finalmente, para llegar al punto de la paradoja, ¿Cómo me esfuerzo sin “esfuerzo”? Sí, esa es mi pregunta. Porque conozco las posibles recompensas del esfuerzo, y conozco las consecuencias de no esforzarme, sé que conviene esforzarme. Entonces ¿por qué me cuesta? ¿Por qué cuesta esforzarse, aún estando a la luz de nuestra inteligencia las ventajas de ello?

Leave a comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *